Freakcionario

No siempre es fácil estar al día con los términos más especializados en este mundillo. Aquí podréis resolver las dudas que podáis tener leyendo algunos posts. Por supuesto, ni están todos los géneros que existen ni todos los términos que se utilizan, pero sí los más comunes. Si hay alguno en concreto que no entendáis, por favor, hacédmelo saber y lo añadiré a este listado o lo explicaré lo mejor que pueda 😉

libro

GÉNEROS

Arcade: Puede ser una generalización existente en casi todos los géneros que indica una exageración, inmediatez y actitud agresiva en los títulos. Por ejemplo, Gran Turismo sería un simulador de conducción mientras que Burnout sería un arcade de conducción. También se conoce así a las máquinas recreativas y, por ende, a la emulación en M.A.M.E. y otros programas similares aunque menos conocidos.

Action RPG: El rol tiene muchas vertientes, como digo, pero sin duda una de las más inmediatas y atractivas para el que gusta del género pero no de la, en ocasiones, enorme profundidad del mismo, es el RPG de acción. Existen varias formas de afrontar el género, pues no es lo mismo jugar a Diablo que a Mass Effect. Ambos comparten, sin embargo, la inclinación por mostrar el lado más aventurero y cinematográfico de este tipo de juegos. Son rápidos, enérgicos y “roban” aspectos de otros géneros para crear experiencias diferentes y más atractivas al nuevo jugador.

FPS: Puede referirse a First Person Shooter o a Frames Per Second. El primero es un género enormemente prolífico que tuvo su explosión de popularidad con el legendario y sangriento Doom, aunque no fue ni mucho menos el primero de su estirpe. Actualmente se trata de un género en plena demanda y sobreexplotado hasta el hastío. El segundo significado se refiere a los fotogramas o cuadros por segundo. A mayor tasa de frames, más suave se ve la imagen. No hay que confundirlo con los HZ (hertzios) pero, sin duda, están estrechamente relacionados y a menudo se confunden. Los FPS nos hablan del rendimiento de un juego en nuestro sistema y son normalmente el mayor dolor de cabeza de los jugadores más exigentes en PC.

Indie: No tenía muy claro si incluirlo en “géneros” pero, de alguna forma, son un tipo de juego. Indie se utiliza también en otras formas de arte para referirse a obras que se alejan de los cánones habituales que marcan las principales compañías. Los últimos años han sido testigos de un “boom” tan contundente que incluso algunos de los títulos antes considerados indie hoy son simples clónicos que pecan exactamente de la misma fiebre del éxito que el mainstream.

MMORPG (Massive Multiplayer Online Role Playing Game): Tras este mastodóntico título se esconde un sub-género muy importante dentro del clásico RPG. Se trata de juegos que transcurren en mundos persistentes online albergados en enormes servidores que sirven a miles e incluso a millones de personas que pueden jugar simultáneamente en una misma partida. De todos los existentes, sin duda ha sido World of Warcraft el que ha conseguido aunar un mayor número de jugadores al presentarse como una propuesta tan amigable para los novatos como profunda para los que buscan una experiencia verdaderamente compleja. Las quest (búsquedas; misiones) se actualizan online y es posible “asociarse” con otros jugadores, creando parties (grupos con los que cumplir objetivos comunes) y guilds (compañías más grandes y con mayores pretensiones, también conocidos como clanes).

MMOFPS (Massive Multiplayer Online First Person Shooter): Exactamente lo mismo que un MMORPG pero en el mundo de los juegos de acción y disparos en primera persona. No es un género especialmente distendido por el momento, aunque cuenta con algunos representantes de primer nivel, como el gigantesco y adictivo Planetside 2.

Point’n’click: Juegos de aventuras basados en puntero. A finales de los ochenta y durante buena parte de los noventa las aventuras gráficas recibían juegos de la mejor calidad que podían controlarse enteramente con el ratón. El género es conocido como point’n’click y, aunque mucho menos atendido, sigue guardando una fiel legión de seguidores que esperan la resurrección del género desde hace casi dos décadas, aunque durante las mismas se han producido algunas honrosas y sobresalientes excepciones que guardan con respeto los valores y las características que hicieron grande al género.

RPG (Role Playing Game): El RPG envuelve un amplio abanico de juegos. Básicamente todos aquellos en los que encarnamos a un personaje y tenemos la oportunidad de mejorar sus habilidades. No necesariamente son de trasfondo épico, aunque sin duda es el género literario que más a menudo se amolda a este tipo de títulos. Casi siempre implica la creación de un personaje, la elaboración de sus habilidades iniciales y se nos permite intervenir en la historia. En pocas palabras: es interpretar una o varias vidas virtuales en una aventura. Por supuesto, hay muchos matices pero no vamos a entrar en detalles. Rol hay muchísimo y para todo el mundo.

Shoot’em up: Se llama así a los títulos de naves, aviones o similares en perspectiva generalmente cenital u horizontal (aunque en 3D tenemos magníficos representantes como StarFox/Lytat Wars) en los que el objetivo es abatir enormes oleadas de enemigos y jefes finales recogiendo power-ups y demás ventajas con las que hacerles frente.

Shooter: Un género que engloba también un buen número de sub-géneros. En los ochenta y noventa era sinónimo de shoot’em up (véase arriba). Actualmente un Shooter pueden ser, fácilmente, Call of Duty o Max Payne, pues se ha abierto tremendamente el concepto hasta acoger a prácticamente cualquier juego que contenga armas y acción.

Survival Horror: El terror, cómo no, también tiene cabida en los videojuegos. Alone in the Dark transformó y popularizó unos cánones que más tarde heredaría el más reconocido y polémico sucesor de este género: Resident Evil. Desde entonces, no han sido pocos los que han intentado hacerse con el trono, ofreciendo toda clase de alternativas y trasfondos argumentales en los que apoyar una jugabilidad basada en la supervivencia (aunque, poco a poco, ésta ha ido dejando paso a la acción directa, para disgusto de sus más fervientes seguidores).

Third Person Shooter: Igual que el FPS pero en tercera persona y, normalmente, con un componente aventurero más marcado.

slug

TÉRMINOS VARIOS

AAA (juegos triple A): Son juegos fácilmente reconocibles como top ventas. Juegos que todo el mundo espera y en los que se invierte un capital muy importante. Generalmente se anuncian a bombo y platillo en las grandes ferias y hay tantos trailers de los mismos que para cuando sale el juego ya hemos visto todas las misiones. No son sinónimo de buen juego, sino de una gran compañía y una gran inversión.

Cell Shading: Se trata de una técnica gráfica que consiste en aplicar texturas a figuras poligonales para que éstas parezcan una ilustración o un dibujo. Un magnífico representante de esta técnica y mi principal referencia es el infravalorado XIII.

CGI (Computer Generated Image): Cuando una compañía necesita mostrar algo en pantalla que no es fácilmente reproducible con el propio motor del juego, se recurre a los CGI, que son, básicamente, video pre-grabado. En realidad pueden estar creados con el motor pero, ante la dificultad de que la máquina en cuestión lo mueva con soltura, se hace funcionar en un sistema de mucha más potencia y se graba en video, para después poder mostrarlo en cualquier otro. Otras veces es pura infografía imposible de generar con ese motor. Un buen ejemplo de esto último serían las introducciones y videos intermedios de Diablo, Starcraft y demás juegos de Blizzard; gente que se resiste a desprenderse de esta técnica.

Cutscene: Son las escenas, generalmente no interactivas, que narran la historia del título o muestran acciones que, de otra manera, sería muy difícil reproducir. No son creadas necesariamente con el motor del juego (puede ser CGI o pre-render) y, en ocasiones, nos permiten participar en ellas con quick-time events. Véanse las descripciones de cada palabra en cursiva en caso de duda.

Demo: Una versión acortada a modo de demostración, casi siempre jugable, que las compañías usan como cebo para captar compradores.

DLC (Downloadable Content): Por lo general se refiere a los añadidos de pago con los que se mejora y/o amplía un juego. En ocasiones los DLC son gratuitos, confundiéndose con actualizaciones de las de toda la vida. El DLC es una de las tácticas comerciales más polémicas y, francamente, rechazables de cuantas hemos podido ver florecer en esta generación.

Drivers: En PC, son programas que indican a los componentes físicos del ordenador cómo deben comportarse. Los más mencionados son los de video, ya que están en constante evolución y pueden provocar grandes diferencias de una versión a otra en términos de rendimiento.

Finisher: Muchos juegos de acción y/o lucha cuentan con movimientos finales con los que rematar espectacularmente a los enemigos. El máximo exponente probablemente sería Mortal Kombat, en el cual los Fatalities (los sangrientos movimientos finales) cobraban un protagonismo indiscutible en los combates.

Gameplay: Se traduce básicamente como la jugabilidad del título, pero también se entiende como gameplay la mecánica del mismo. Un gameplay bien diseñado y programado nos permite disfrutar del título sin momentos vacíos y aburridos, con un esquema de control adecuado, unas animaciones acordes que no afecten a los movimientos y, en general, un diseño de la acción que nos invite a jugar.

HZ (Hertzio/Hercio) y Vsync (sincronización vertical): Sin entrar en tecnicismos más de lo necesario, diré la “hertziada” es la frecuencia con la que la pantalla se actualiza. Esto es, aunque un juego marque cien fotogramas por segundo, si nuestra pantalla solo puede mostrar treinta, se mostrarán treinta. Cuando la sincronización vertical está conectada (en PC, ya que en consolas lo decide la compañía desarrolladora) esta opción hace desaparecer el tearing (un desagradable efecto gráfico) sincronizando las líneas verticales y las horizontales y profiriendo un extra de suavidad cuando se superan los sesenta HZ y FPS. Desafortunadamente, provoca cierto lag (retraso) entre el input (el mando, el teclado, etc) y lo que vemos en pantalla. También requiere un porcentaje importante de recursos de la tarjeta gráfica, por lo que a veces la estabilidad cae en demasía cuando optamos por activar la opción.

IP (Intellectual Property): Se traduce literalmente como propiedad intelectual, aunque en videojuegos se utiliza para referirse a una saga. Una nueva IP se arriesga con personajes y argumentos nuevos, sin resucitar licencias ya instauradas que les aseguren unas ventas fijas.

LAG: Básicamente se utiliza cuando se habla de la velocidad de conexión de internet al jugar o bien cuando el juego presenta cierto retraso en el control. En cuanto a internet, el lag es el “eco” desde que hacemos una solicitud de paquetes de información hasta que éstos llegan de vuelta. Es importante tener la línea despejada y configurar correctamente los programas de descarga y P2P para que el LAG sea mínimo y podamos jugar lo más cercanamente al tiempo real como sea posible. En cuanto al LAG de control, ocurre en algunos juegos o con algunos dispositivos y puede haber varios factores que afecten a este retraso. Los televisores modernos vienen con la opción “Modo Juego” para paliar en la medida de lo posible este problema, aunque la mejor solución para evitar cualquier mínimo retraso en la partida es usar un monitor TFT o CRT.

Mainstream: Lo opuesto al indie. Mainstream es la vía habitual en la que transcurren los videojuegos: el camino que marcan las mayorías y la demanda. Fácilmente entendible: FIFA 13 es Mainstream. Un juego de rol online por turnos para móviles, basado en fútbol sala, en el que los protagonistas son dinosaurios y el control se realiza mediante comandos de voz; ESO no es mainstream.

MULTI: Se refiere a Multi-lengüaje o a Multi-sistema, aunque en el blog, por lo general, solo le doy el último significado. Un producto multi-sistema aparecerá en el catálogo de las plataformas más importantes del momento, aunque no necesariamente en todas. En caso de que las diferencias no sean significativas, no se prestará atención a las mejoras propias de una conversión a PC (resolución, filtros, etc.) y todos los análisis convergerán en un mismo texto.

Power Up: Ahora no es tan común, pero hubo un momento en que todo juego que se preciara contaba con objetos que nos proporcionaban vidas extra, habilidades especiales, armamento superior, etc. Ahora es un bien casi reservado a los juegos infantiles (versiones de películas de animación y similares) y a juegos tipo Smartphone.

Scripts: Es, o bien el guión, o bien la programación. Se utiliza a menudo para indicar eventos programados de antemano, como que un enemigo lance una granada en un punto exacto cuando entramos en una habitación, cargando una animación predeterminada no sujeta a inteligencia artificial. Los juegos que abusan de scripts suelen disgustar a los más puristas, ya que provoca, en ocasiones, que la acción se desarrolle casi por sí sola, sin dar opción al jugador para improvisar sus propias tácticas.

Streaming: Desde la llegada de las líneas de Internet de alta velocidad, es posible visualizar o reproducir contenidos sin que éstos se hayan descargado por completo. Incluso existen servicios de juego en streaming como OnLive, donde podemos jugar desde nuestra casa en equipos remotos que pueden estar fácilmente en otros continentes. Por supuesto, el buen funcionamiento de estos sistemas dependen de la velocidad de conexión, número de usuarios simultáneos, capacidad del servidor, etc.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: