Resident Evil 6 (PC, XBOX 360, PS3 review)

4 04 2013

Quien pudiera pensar que Capcom, tras el guiño a los orígenes del survival que supuso Revelations en la 3DS de Nintendo, había decidido corregir la dirección tomada en la cuarta parte y, sobre todo, en la quinta, no podía estar más equivocado. Desde la presentación del primer trailer quedó bien claro que el camino elegido por la compañía de cara a este fin de generación no era otro que el de la acción en estado puro. El modelo de Resident Evil con cámara trasera, zombies a patadas y finishers más propios de un combate de lucha libre que de un juego de supervivencia es el que finalmente predomina, marcando un discutible (y discutido) nuevo capítulo en la franquicia.

resident6cover

El riesgo excedía desde el momento en que fue anunciado y las decisiones a nivel de diseño se tornaron cruciales de cara a sacar adelante tan polémica continuación. Resident Evil 6 se enfrentaba a la difícil tarea de demostrar que su nuevo y actualizado survival horror era lo bastante bueno como para convencer a los que, por una u otra cuestión, renegaban del mismo; o bien captar a un nuevo público lo bastante numeroso como para pasar olímpicamente de los anteriores. Un modelo que, si las ventas acompañan, podría suponer la condena definitiva para el formato clásico (y las ventas acompañan, podéis estar seguros). El mismo modelo que, curiosamente, consiguió que la popularidad de este género explotara en todo el mundo.

rs65

Con la promesa de un guión convincente, personajes para parar un tren, una jugabilidad mucho más pulida y nuevos y espectaculares malabares gráficos, Capcom nos trajo hace unos meses la sexta parte numerada de su producto estrella. Ahora, tras la clásica espera para disfrutarlo en compatibles, tenemos por fin en nuestras manos la mejor y más completa versión del juego (con todas las actualizaciones aparecidas en consola y algún que otro extra exclusivo muy interesante, como el cruce de personajes con Left 4 Dead). Y es hoy, visto lo visto y habiendo jugado y rejugado sus niveles hasta la saciedad, cuando veo claro que Capcom debe empezar a plantearse una más que recomendable reconciliación con esa impresionante legión de fans que sigue deseosa de que la serie deje de lado sus intentos de modernizarse y se deje llevar por una evolución en dirección opuesta. No obstante, no he jugado tantas horas por masoquismo, aunque lo parezca. Lo he hecho porque la nueva fórmula, tan repudiada y castigada por la crítica más ácida y los usuarios más intransigentes, sigue proporcionándome una cantidad decente de diversión y, al fin y al cabo, un producto debe juzgarse por lo que es; aún con el agravio comparativo, y no por lo que debería ser; aunque mucha gente no esté de acuerdo en absoluto.

rs64

RE: 6 me satisface estéticamente y me interesa jugablemente, pero en ningún caso me convence de que pueda existir un futuro prometedor para la serie si siguen insistiendo en este patrón. Ni la puesta en escena a través de interesantes cutscenes de notable dirección (a la japonesa, por supuesto) ni el fantástico, espectacular e incluso diría engañoso primer nivel (de la primera campaña) sirven para distraer durante mucho tiempo la atención sobre la monotonía que, más temprano que tarde, se apodera de la aventura. Monotonía que no se diferencia especialmente de la que podemos padecer jugando a cualquier otro clónico de la acción en tercera persona, pero que, quizá por la importancia de su nombre, no deja de recordarnos lo “soso” que es en comparación con sus antecesores; y no me refiero a los más antiguos únicamente. Incluso la quinta parte resulta más entretenida y equilibrada, sin tantos huecos en los que tanto por el diseño de los niveles: un tanto desinteresado; como por el propio ritmo de la acción: con numerosos altibajos que provocan la desgana en el jugador; la más reciente obra de Capcom resulta más forzada y menos interesante. Otro de esos títulos que parecen hechos casi por obligación y que adolecen de su propio éxito.

rs66

Gráficamente hablamos de una fiel evolución con respecto a la anterior entrega, sobre todo en lo que respecta a los personajes y las animaciones faciales (estas últimas a un grandísimo nivel). Los escenarios no se ven tan beneficiados, sin embargo, y quedan en un segundo plano por lo general. El juego se mantiene en una tonalidad demasiado oscura y el aspecto de la ciudad resulta bastante artificial, aunque en ocasiones el efectista motor gráfico MT Framework se pone las pilas y nos muestra de lo que es capaz, con unos sombreados e iluminación espectaculares y unos efectos cinematográficos de primera clase (las explosiones y el humo siguen siendo un ejemplo a seguir). Pese a todo, el conjunto sigue dando la sensación de falsedad: de ser, muchos de los elementos, de cartón piedra.

rs62

Desde Revelations, la serie cuenta con doblaje a nuestro idioma, algo muy demandado en este país, en el que parece que los demás idiomas son veneno para los oídos. Resident Evil 6 cuenta con un doblaje decente que, desafortunadamente, queda lejos del original, invitando a no instalar el pack de voces adicional para disfrutar del espectáculo en V.O. con subtítulos (algo que recomiendo arduamente). Es curioso, porque esa rareza para 3DS que brilla en mi estantería presenta una mejor localización que este último. El resto, desde la banda sonora hasta el último sonido de carne putrefacta cayendo al suelo, son de la calidad que acostumbran. Una música que refleja la rápida acción que suele regir la aventura y un banco de sonidos contundente para meternos de lleno en el juego. Nada que objetar.

rs63

En la jugabilidad está el debate, mucho más que en la capacidad para acongojar y poner a prueba los nervios del jugador. Ya no se trata de dar sustos o mantener en tensión (que también), ya que el gore y la sensación de situación límite no sustituyen a la claustrofobia y el nerviosismo. Lo que de verdad importa es cómo se manejan las situaciones: qué herramientas y posibilidades tenemos a nuestra disposición y cómo se utilizan para progresar. Y ahí es donde RE: 6 suscita enemistades. No es que la munición abunde especialmente, ni la dificultad es precisamente baja gracias a la cantidad de armas a nuestra dispoción. Lo que de verdad elimina cualquier rastro de respeto por el survival y el terror (salvo en contadísimas ocasiones) es el propio diseño del juego.

rs67

Parece insistir en ir rápido, muy rápido cuando quiere contar algo interesante, haciendo que cada combate parezca el último (llegar al jefe final es como atravesar cinco finales de cualquier otro juego) y, de pronto, en otro momento que parece ejercer de relleno, nos hace bajar y subir pisos activando palancas durante diez eternos minutos. Esto supone un anticlímax que nos aleja del juego a la misma velocidad que nos acerca en los primeros compases de la aventura. De hecho para ver la diferencia tan notable que hay entre secuencias y niveles no hay más que comparar la primera misión de la campaña que protagoniza Leon y, acto seguido, echar un vistazo a la de Chris. Está claro cuál está destinada a ser demo: cuál debe mostrarse al público durante una presentación.

rs69

Dejando de lado el ámbito estrictamente jugable, queda decir que el argumento funciona e incluso sorprende: tiene algunos momentos verdaderamente buenos que facilitan el interés y, la verdad, resulta ser un apartado lo suficientemente estable y bien hilado como para compensar algunas de las debilidades más perjudiciales para el título. No es lo único notable del título ya que se deja jugar bien dentro de su espíritu arcade y, además, el amplio abanico de modos; el hecho de contar con varias campañas con una buena duración cada una y la posibilidad de disfrutarlo enteramente en cooperativo, son aspectos positivos muy a tener en cuenta. Si a esto le sumamos que con las últimas actualizaciones para la edición de consola y en la versión base de PC, la cámara y el FOV (el foco o ángulo de visión) no son un objeto de crítica tan evidente, tal vez podamos disfrutar de la experiencia sin padecer sus evidentes lacras. El Resident Evil 6 que llegó a las tiendas en Octubre del año pasado es ahora un producto más depurado y accesible: mejor.

rs68

Si adquirir RE6 merece o no la pena depende enteramente del nivel de aceptación e interés del jugador. Quien siga empeñado en encontrar un nuevo survival de corte clásico en la serie, no tiene más remedio que recurrir a la portátil de Nintendo o esperar a la versión para consolas de sobremesa y PC que está a punto de aparecer. Y aún así hablamos de un título con innegables reminiscencias de las últimas entregas, heredero de la cámara trasera y del sistema de apuntado actual. Preso de los modos más arcade como adición y, probablemente, con un futuro plagado de DLC’s. Por cierto que sigo sin reflejar su repugnante existencia en las calificación final de los juegos, así que no me crujáis más de lo necesario. Sigo pensando que se trata de un cáncer importante para la industria, pero que forma parte de la política comercial y no del propio desarrollo. Qué culpa tendrá el guionista de cómo intenta exprimir a los usuarios el departamento de enfrente. Cada cosa por su lado, que este Resident ya tiene bastante con lo que tiene.

Valoración: 7

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: